Categories

 

Portada > Economías > Banca > Las fundaciones bancarias, líderes en opacidad


Según el último informe de la Fundación Compromiso y Transparencia

3 de abril de 2015

Las fundaciones bancarias, líderes en opacidad

Tras la reforma del sector bancario, las fundaciones de los bancos y cajas de ahorro se han convertido en las más numerosas. Sin embargo, la crisis no ha cambiado su nivel de transparencia, como muestra el último informe de la Fundación Compromiso y Transparencia. Casi ninguna de estas fundaciones hace públicos los indicadores de información económica más relevantes, manteniendo un nivel de opacidad que contrasta con lo que dicen sus dirigentes y sus campañas publicitarias.


Las fundaciones bancarias, líderes en opacidad

La Fundación Compromiso y Transparencia acaba de hacer público un nuevo informe sobre la información que las fundaciones bancarias difunden y su grado de transparencia. Así, se valora la calidad de la descripción de las actividades realizadas, el perfil de los directivos de la fundación, o el acceso a la información económica de la entidad, uno de los elementos más importantes en el actual escenario de crisis de confianza hacia las entidades bancarias.

Sin embargo, el informe señala que "llama poderosamente la atención la opacidad de las fundaciones de bancos y cajas en relación con la información económica". Pese a ser el sector más ampliamente representado, con diez fundaciones, tan solo una fundación (la del Banco de Sabadell) hace público en su web los estados financieros, la memoria de las cuentas generales y el informe con la opinión del auditor externo. Como señala el informe, esta omisión resulta especialmente grave en fundaciones de empresas que cotizan en Bolsa, como la Fundación Santander, las dos fundaciones del BBVA, la Fundación La Caixa, la Fundación Banco Popular, la Fundación Bankinter y la Fundación Montemadrid (antigua Fundación Caja Madrid).

Además, ni una sola de las fundaciónes de las entidades bancarias somete su presupuesto y plan de actuación a la aprobación del consejo de administración de la compañía y de la junta general de accionistas.

Este déficit de transparencia y de buen gobierno afecta también, por tanto, a aquellas fundaciones que han salido reforzadas del rescate financiero, como Fundación bancaria La Caixa que, a través de Criteria, es el máximo accionista de Caixabank, y ha absorbido a Caixa Girona, Banca Cívica, Banco de Valencia o la red de Barclays en España. Sin embargo, Isidre Fainé, presidente de la fundación, decía hace poco que "la transparencia informativa es hoy una necesidad vital, no solo para el sector financiero sino para cualquier organización".

La opacidad es especialmente grave en fundaciones de empresas que cotizan en Bolsa

Así, la falta de transparencia de las fundaciones bancarias contrasta con las declaraciones de los presidentes de las empresas fundadoras: “En Santander, queremos hacer una banca sencilla, cercana y transparente. Tres conceptos que me oirán repetir en los meses y años venideros”, decía Ana Patricia Botín en la Conferencia Internacional de Banca. “El equipo humano de BBVA vive una cultura corporativa basada en los principios de integridad, prudencia y transparencia”, explicaba Francisco Gonzalez del BBVA en su Carta a los accionistas en 2014.

La Fundación Compromiso y Transparencia considera que, además de la falta de consistencia entre la práctica de las fundaciones corporativas y las declaraciones de sus principales directivos, se encuentra el hecho relevante de que las fundaciones están distribuyendo dinero sin rendir cuentas a sus accionistas: "Como se ha manifestado en numerosas ocasiones, la mejor política para evitar suspicacias y comportamientos oportunistas de los directivos es cumplir el mandato de ser transparente".

El Salmón Contracorriente  

Comentar